principal
   
 

 

 

 textos marianos

EL PRIVILEGIO SABATINO

 

Se entiende por «privilegio sabatino» el que se supone que la Santísima Virgen hizo al papa Juan XXII, en favor de los miembros de la orden carmelitana y los adheridos a ella por medio del escapulario del Carmen. Según la llamada Bula Sabatina, del 3 de febrero de 1322, atribuida al papa Juan XXII, la Virgen le prometió que libraría del purgatorio el primer sábado después de la muerte a los carmelitas y a todos los cofrades carmelitanos que hubieran observado la castidad propia de su estado, hubieran recitado señaladas oraciones y llevado el hábito del Carmen, que luego derivó en el escapulario. Tal puede ser la formulación del privilegio sabatino, que tanto contribuyó a la difusión de la devoción a la Virgen del Carmen.

Sin embargo, el carmelita descalzo Valentino Macca, profesor de espiritualidad mariana en la Pontificia Facultad de Teología del Teresianum en Roma, dice sobre este punto: «La bula (Sabatina), de probable origen siciliano, en la primera mitad del siglo XV, es indudablemente una falsificación, como lo es por tanto el privilegio sabatino que depende de ella»».

 Las dudas y juicios sobre el privilegio sabatino afectan a esta creencia, no a la devoción a la Santísima Virgen del Carmen y al escapulario.

 

 

.

.